¿QUIENES SOMOS?

  • MISIÓN

"La FUNDACIÓN MANOS UNIDAS DE DIOS se dedica a fortalecer el tejido social a través de dos proyectos fundamentales: 

  • Centro de Bienestar para el Adulto Mayor: Promover un envejecimiento activo y saludable para los adultos mayores, abordando sus necesidades críticas mediante la oferta de servicios especializados que fomentan su bienestar integral.
  • Instituto Técnico: Empoderar a individuos de diversas comunidades a través de la Educación para el Trabajo y Desarrollo Humano y capacitación vocacional, brindándoles las herramientas necesarias para mejorar su calidad de vida y facilitar su integración en actividades productivas y sociales."
  • VISIÓN

Aspiramos ser líderes nacionales en el Cuidado Integral del Adulto Mayor y la Educación para el Trabajo y Desarrollo Humano, innovando en programas y servicios que aseguren una vida digna y exitosa para nuestros beneficiarios. Nuestra visión es empoderar tanto a los adultos mayores como a los individuos de diversas comunidades, promoviendo su desarrollo personal, profesional y social para un futuro sostenible en nuestra región.

  • DEFINICION JURIDICA

La FUNDACIÓN MANOS UNIDAS DE DIOS es una institución sin ánimo de lucro que cuenta con el reconocimiento y la aprobación de acuerdo a la ley de la república de Colombia. 

Rues: S0503194 (Cámara de Comercia)

Nit: 900166971-4 (Numero Único Tributario)

  • PRINCIPIOS Y VALORES INSTITUCIONES

PRINCIPIOS INSTITUCIONALES:

  • Primero la vida
  • La dignidad del ser humano
  • La libertad con responsabilidad
  • El bien común permanece sobre los intereses particulares
  • Formación para la vida y el trabajo
  • La Familia una misión de todos

VALORES INSTITUCIONALES:

  • Respeto
  • Libre pensamiento y actitud crítica
  • Liderazgo y solidaridad
  • Justicia y equidad
  • Transparencia
  • Amor y entrega por la causa
  • HISTORIA

Desde su humilde comienzo en 2004 en Ceylán Valle, la Fundación Manos Unidas de Dios ha tejido una historia de compasión y compromiso social que se extiende a lo largo de dos décadas. Iniciada por el Padre Gustavo Adolfo Gutiérrez, la fundación comenzó con un comedor comunitario que alimentaba a 30 niños vulnerables, con el apoyo de la comunidad local y figuras altruistas como la señora Rut Morales.

En 2007, el proyecto se trasladó a Samaria Valle, Caicedonia, donde no solo continuó la misión del comedor, sino que también se dio un paso trascendental: la legalización de nuestra labor bajo el nombre de Fundación Manos Unidas de Dios, consolidando así nuestros esfuerzos y expandiendo nuestras capacidades para servir mejor.

El año 2009 marcó nuestro arribo a Armenia, Quindío, donde comenzamos a trabajar intensamente con la comunidad de adultos mayores, proporcionando servicios esenciales y creando un entorno de cuidado y respeto.En 2012, nos establecimos en la Vereda Pantanillo, donde, con el apoyo de voluntarios y la comunidad, pudimos ampliar nuestra oferta para incluir programas de refuerzo escolar y proyectos de vida para niños y niñas de áreas vulnerables.

Además, en 2016, respondimos a la necesidad de educación formal para adultos y jóvenes en extra edad, proyecto que recibió la aprobación y licencia oficial, permitiéndonos iniciar el año escolar en 2017 y brindar nuevas oportunidades laborales y educativas a sectores desfavorecidos del departamento del Quindío

El año 2021 fue testigo de la aprobación de un nuevo proyecto educativo, fortaleciendo nuestro compromiso con la ley y con la provisión de formación labora y desarrollo humano a través de nuestra Institución de Educación para el Trabajo y Desarrollo Humano.

Hoy, en 2023, celebramos la consolidación de un impacto social profundo y duradero. A través de la campaña "Un Millón de Amigos, Construyendo un Gran Sueño", buscamos asegurar un hogar permanente para continuar y expandir nuestra obra. Este lugar, que desde 2012 ha sido un alquiler transformado con amor y esfuerzo en un refugio para muchos, simboliza nuestro compromiso inquebrantable con aquellos a quienes servimos.

Nos encontramos en un momento crucial, donde cada contribución nos acerca a la realización de nuestros sueños más grandes: un futuro donde la dignidad y el potencial de cada ser humano se celebren y fomenten. Invitamos a todos a unirse a esta noble causa, para continuar transformando vidas y fortaleciendo comunidades.

 

  • EQUIPO DE TRABAJO

Desde su humilde comienzo en 2004 en Ceylán Valle, la Fundación Manos Unidas de Dios ha tejido una historia de compasión y compromiso social que se extiende a lo largo de dos décadas. Iniciada por el Padre Gustavo Adolfo Gutiérrez, la fundación comenzó con un comedor comunitario que alimentaba a 30 niños vulnerables, con el apoyo de la comunidad local y figuras altruistas como la señora Rut Morales.

En 2007, el proyecto se trasladó a Samaria Valle, Caicedonia, donde no solo continuó la misión del comedor, sino que también se dio un paso trascendental: la legalización de nuestra labor bajo el nombre de Fundación Manos Unidas de Dios, consolidando así nuestros esfuerzos y expandiendo nuestras capacidades para servir mejor.

El año 2009 marcó nuestro arribo a Armenia, Quindío, donde comenzamos a trabajar intensamente con la comunidad de adultos mayores, proporcionando servicios esenciales y creando un entorno de cuidado y respeto. En 2012, nos establecimos en la Vereda Pantanillo, donde, con el apoyo de voluntarios y la comunidad, pudimos ampliar nuestra oferta para incluir programas de refuerzo escolar y proyectos de vida para niños y niñas de áreas vulnerables.

Además, en 2016, respondimos a la necesidad de educación formal para adultos y jóvenes en extra edad, proyecto que recibió la aprobación y licencia oficial, permitiéndonos iniciar el año escolar en 2017 y brindar nuevas oportunidades laborales y educativas a sectores desfavorecidos del departamento del Quindío.

El año 2021 fue testigo de la aprobación de un nuevo proyecto educativo, fortaleciendo nuestro compromiso con la ley y con la provisión de formación laboral y desarrollo humano a través de nuestra Institución de Educación para el Trabajo y Desarrollo Humano.

Hoy, en 2023, celebramos la consolidación de un impacto social profundo y duradero. A través de la campaña "Un Millón de Amigos, Construyendo un Gran Sueño", buscamos asegurar un hogar permanente para continuar y expandir nuestra obra. Este lugar, que desde 2012 ha sido un alquiler transformado con amor y esfuerzo en un refugio para muchos, simboliza nuestro compromiso inquebrantable con aquellos a quienes servimos.

Nos encontramos en un momento crucial, donde cada contribución nos acerca a la realización de nuestros sueños más grandes: un futuro donde la dignidad y el potencial de cada ser humano se celebren y fomenten. Invitamos a todos a unirse a esta noble causa, para continuar transformando vidas y fortaleciendo comunidades.

DIRECTOR

El Padre Gustavo Adolfo Gutiérrez, fundador y actual Director de la Fundación Manos Unidas de Dios, es una figura destacada en la promoción del desarrollo social y la mejora de la calidad de vida en comunidades vulnerables. Como miembro activo de la Iglesia Anglicana de Norte América Diócesis de Quincy, el Padre Gutiérrez aporta a su labor una profunda convicción ética y un compromiso con los valores de compasión y servicio.

Bajo su liderazgo, la Fundación ha implementado numerosos programas que abordan desde la educación y el empleo hasta el bienestar de los adultos mayores, demostrando un enfoque integral para el desarrollo comunitario. Su visión de liderazgo se caracteriza por una gestión inclusiva y participativa, asegurando que cada proyecto no solo cumpla con sus objetivos, sino que también empodere a los beneficiarios y promueva la sostenibilidad a largo plazo.

El Padre Gutiérrez es reconocido por su capacidad para inspirar a otros y movilizar recursos y apoyos a nivel local e internacional, lo que ha sido fundamental para el crecimiento y el impacto continuo de la Fundación.

CONOCE AL EQUIPO

La Fundación Manos Unidas de Dios se caracteriza por su diversidad profesional y un compromiso compartido con la mejora de la calidad de vida comunitaria. Con roles que abarcan desde la subdirección hasta la docencia, incluyendo psicología, trabajo social, contabilidad, cocina y enfermería, la fundación promueve un ambiente de colaboración y respeto mutuo. Los líderes como la subdirectora aseguran la cohesión y la eficacia operativa, mientras que especialistas como psicólogos y trabajadores sociales abordan las necesidades emocionales y sociales de la comunidad. Los contadores mantienen la transparencia financiera, los cocineros y auxiliares de enfermería proporcionan cuidados esenciales, y los docentes se dedican a la capacitación y educación. Juntos, crean un entorno que valora la interdependencia y el compromiso con la excelencia, impactando positivamente tanto a los beneficiarios como a la comunidad en general.

JUNTA DIRECTIVA

Padre Gustavo Adolfo Gutiérrez

Mayda Sirley Hurtado

Luisa Fernanda Cruz Orozco

NUESTRO EQUIPO DE TRABAJO

Rvdo Daniel Duque Rincon

Wilmer Alexander Narváez

Alberth Santiago Sánchez

Miguel Angel Restrepo Zapata


REGIMEN ESPECIAL


Las Entidades Sin Ánimo de Lucro - ESAL que se encuentran relacionadas en el artículo 19 del Estatuto Tributario, son personas jurídicas legalmente constituidas cuyos aportes, utilidades o excedentes no son reembolsados, ni distribuidos bajo ninguna modalidad, ni directa o indirectamente, ni durante su existencia, ni en el momento de su disolución y liquidación, puesto que persiguen un fin social o comunitario. Los rendimientos o aportes obtenidos en una Entidad Sin Ánimo de Lucro son reinvertidos en el mejoramiento de sus procesos o en actividades que fortalecen la realización de su objeto social. Información legal de la FUNDACIÓN MANOS UNIDAS DE DIOS como entidad sin ánimo de lucro.


ACTA DE ASAMBLEA GENERAL 2022

CERTIFICADO DE CAMARA DE COMERCIO

ESTADOS FINANCIEROS 2021


Acta de Estatutos FMUD

ACTA N° 17092022 FECHA 17 SEP 2022

Inspección y Vigilancia FMUD


Revisor Fiscal PAULA MARCELA


Ir Arriba